Fuentes.

Las fuentes son un elemento indispensable en la decoración de nuestros espacios exteriores, pero también son encantadoras y muy beneficiosas en los espacios interiores. Desde la antigüedad han formado parte de todas las culturas, y no es de extrañar, el agua es el origen de toda la vida en nuestro planeta y es vital para la conservación de esta.

El agua purifica, con ella limpiamos nuestro cuerpo, nuestros hogares y nuestras ropas. Además, el fluir del agua en las fuentes libera iones negativos que regeneran y equilibran el ambiente. Las fuentes nos permiten crear espacios que transmiten limpieza, claridad, frescor… Un oasis de paz para uno mismo y para los demás.

fuentes de buda

Feng Shui.

Para el Feng Shui el agua es un elemento primordial, y no es de extrañar, Feng Shui significa literalmente viento y agua. La filosofía del Feng Shui da mucha importancia al buen fluir de la energía, y nada mejor para ayudarla a fluir que una hermosa fuente. Combinándola con la vegetación exterior, es capaz de crear espacios que nos relajan y nos permiten disfrutar de momentos llenos de armonía y felicidad.

Belleza hipnótica en estado puro.

El caer del agua, su fluir, es junto al fuego, una de las más hermosas e hipnóticas percepciones visuales que la naturaleza nos ha regalado. Además, su sonido cautivador nos transmite paz y armonía. Las fuentes nos permiten disfrutar de dicho espectáculo sin necesidad de salir de casa, y no sólo a nosotros, también a cualquier visita que recibamos en nuestro hogar.

fuentes de agua

El sonido del agua.

Si hay algo que pueda superar la visión del fluir del agua, eso es el sonido que genera en su movimiento perpetuo. El sonido no se ve confinado a nuestro campo de visión, viaja a través del espacio, percibiéndose sin necesidad de enfocar nuestra atención en él. Su murmuro nos arropa y reconforta, ayudándonos a sentirnos cómodos y relajados.

La calidad del aire.

Una fuente mejora sensiblemente el aire que respiramos, los iones negativos que genera ayudan a limpiar y a refrescar el ambiente. Gracias a ello muchas personas se sienten vigorizadas y con mejor presencia de ánimo.

fuentes de energia

Color y textura.

Las fuentes pueden aportar también color y texturas en los jardines y terrazas. Sus diferentes materiales y colores nos permiten jugar con ellas y sorprender con sus colores, tamaños y texturas. Combinar diferentes tamaños de fuentes, así como colores y materiales, nos permite crear diferentes volúmenes en nuestro jardín o terraza.

Limpieza de la fuente.

La limpieza de la fuente es fundamental para mantener todo su esplendor, para ello hemos de tener en cuenta varios factores: Las algas, las hojas secas, y otros eventos climáticos. El problema de las algas se puede solucionar con un alguicida líquido, siempre y cuando no tengas plantas acuáticas en la fuente. Los filtros también ayudan a limpiar el agua y a retrasar la aparición de algas, estos han de ser limpiados periódicamente. También hemos de tener presente que al menos una vez al año conviene hacer una limpieza profunda para así poder disfrutar de toda su belleza.

fuentes de piedra

¡No esperes más, ven al Albir Colonial y encuentra tu fuente ideal!